Relatos

Relatos. Publica los tuyos, solo hay que registrarse.

"Salvatore" (3ª parte)

En la segunda entrega, nuestro protagonista, en un primer recococimiento de la isla, se detiene a saciar su sed en un manantial de agua pura y cristalina. Un enorme jabalí le observa desafiante muy de cerca... El jabalí emitió un sonido agudo e inició la carrera dispuesto a arrojar al intruso de su territorio. En un abrir y cerrar de ojos estaría encima de mí destrozándome con sus afilados colmillos. Otro chillido, más agudo todavía, quedó flotando en el aire dominando la escena.

Tags:

Un cuento de Estrellas

Originalmente no habían estrellas en el cielo. Nada más habían en el mar y vivían en el fondo del oceano...Originalmente no habían estrellas en el cielo. Nada más habían en el mar y vivían en el fondo del océano, rodeadas de moluscos, anémonas y corales. Durante el día, las estrellas se divertían jugando en la arena, junto a caracoles, peces de colores y perlas brillantes que vivían en las ostras; todas eran muy felices mientras hubiera claridad.

Tags:

"Salvatore" (2ª parte)

En la primera entrega -recordaréis- el barco en el que viaja nuestro protagonista naufraga estrepitosamente. Después de mil y una peripécias avista una isla, a la que llega después de un accidentada entrada. "La isla"

Tags:

"Salvatore" (1ª parte)

El naufragio

Tags:

"EL MANIFIESTO"

El secretario subió al estrado ante la mirada atenta de los más de doscientos representantes de las naciones integrantes de la Asamblea General. Una vez arriba, dejó sobre el atril el guión mecanografiado del único tema a tratar en el orden del día y que era precisamente el objeto por el que habían sido convocados. Levantó la cabeza del atril y paseo lentamente la mirada por todos los integrantes buscando la máxima atención.

Tags:

Rutina Muerta

Hace algo de tiempo en un lugar de nombre Jalos, hubo un señor llamado Ignacio, vivió ahí toda su infancia y creció con un corazón muy mexicano. Amante de Jalos y sus mujeres formó una familia y les entregó el corazón. Su señora, Altagracia, quién había estado algo como dos décadas a su lado, murió a causa de una enfermedad desconocida en ese tiempo. Sus hijos, ocho por especificar, poco a poco lo dejaron solo.

Tags:

"El hortelano y el topo"

Cuentan las gentes del lugar una curiosa y reveladora historia de un solitario hortelano, ya retirado, que se pasaba los días cultivando su huerta. Trabajaba de sol a sol y en las abrasadoras e interminables jornadas del verano, cuando un sol de justicia caía implacablemente sobre sus tierras, solía vérsele con su sombrero de paja calado hasta las cejas, tirando de azada y limpiando cuidadosamente las malas hierbas que con tanta frecuencia aparecían y afeaban sus cultivos.

Tags:

Crónica desde el silencio

Estaba terriblemente cansado y agotado. Había estado trabajando ininterrumpidamente ¿14, 16 horas? No lo sabía con certeza, pero el caso es que mi capacidad física estaba próxima a llegar a su límite. Era ya noche desde hacía aproximadamente una hora y a pesar de las pocas fuerzas que me quedaban, redoblé esfuerzos para llegar a casa y poder echarme a descansar. No comería, a pesar de hacer muchas horas que no ingería alimento. Me limitaría a echarme en la cama vestido y dormir una semana si hacía falta.

Tags:

 
 
Distribuir contenido