Tango

El mundo había parado, su mirada fresca lo mantenía embebido, queriendo robar más minutos al lado de esa diosa, de esa boca tan desprovista de maquillaje, de ese rostro sin artificios.

Quien me manda a ser adicto de tus besos
Quien me manda a ser adicto a estos momentos
Buscando sin encontrarte y buscando sin pensar
Temo que te vayas y que esto sea un sueño
Temo despertarme y ver que ya no estas

Una lágrima cae por su mejilla. No es de dolor, ni algarabía. Él la ha volteado otra vez, danzan por la sala, imaginando estar solos. Se han insultado y dañado, las heridas tardan en cicatrizar. Se disculpan, se reconcilian y se vuelven a morder

Quisiera decirte que hoy estoy de maravilla
Que no me ha afectado lo de tu partida

Son almas gemelas, bailando sin música, bailando en la locura, bailando en el miedo y en el amor. Son seres incomprendidos, dejados por la sociedad; a ella la creen loca, a él le creen esquizofrénico. A la final ambos están juntos.

Juntos…que hermosas palabras


Tags: