Control de diafragma

En una cámara puede controlarse la cantidad de luz que llega a la película de dos formas: aclarando o obscureciendo la imagen mediante una abertura situada tras el objetivo (diafragma), o variando el tiempo durante el que la luz llega a la pelicula mediante la velocidad de obturación.


El diafragma, está formado por un conjunto de laminillas que se solapan, determinando en su centro un orificio de diametro variable que controla la cantidad de luz que pasa a su traves, de la misma forma que el ancho de un embudo determina la velocidad en que se vacia. Al fotografiar un objeto oscuro, se emplea una abertura grande, para que entre la mayor cantidad de luz posible (para que se impresione adecuadamente la película) o si el sujeto esta muy iluminado, se reduce la abertura. De esta forma la película recibe en ambos casos la misma exposicion.


Los valores del diafragma estan dados por los números "f". Los cuales pueden ser: 1.4- 1.8- 2- 2.8- 4- 5.6 -8 -11- 16 

El diafragma se ajusta mediante una serie de puntos. Cada punto dobla o reduce a la mitad la cantidad de luz que ingresa. Los numeros crecen a medida que la abertura se hace menor. Por lo tanto f/16  es una abertura muy pequeqa, que deja entrar mucha menos luz que f/2. No importa que tipo o tamaño de objetivo se utilice, el sistema asegura que los mismos +numeros f; dejan incidir identica cantidad de luz sobre la película.


El diafragma determina también la profundidad de campo o zona de nitidez que se extiende por delante y por detras del sujeto enfocado. Con pequeñas aberturas las lentes dan mayor profundidad de campo, es decir, el campo nítido que se extiende a partir del objeto enfocado es mayor.

Cámara réflex: el objetivo

El Objetivo